tipos de residuos en la fabricación de pinturas

La creciente concienciación medioambiental unida a la normativa existente en la materia conlleva la realización de inversiones y adaptaciones en los procesos de producción de pinturas y productos afines para ajustarse a los requerimientos.

Tener en cuenta cuáles son los riesgos ambientales derivados y los tipos de residuos que se generan en la industria es fundamental para poder tomar decisiones estratégicas que conduzcan a la optimización de la producción y la reducción de su impacto ambiental. Con ello conseguiremos una industria más sostenible y respetuosa con el medioambiente.

En este artículo haremos una rápida revisión a tales aspectos teniendo en cuenta las soluciones existentes en materia de instalaciones y maquinaria para la fabricación de pinturas.

Riesgos ambientales en la industria de la pintura

El proceso productivo de la fabricación de pinturas y tintas de imprimir conlleva la mezcla de diferentes sustancias que dan lugar al producto final. Esta mezcla no necesita de reacciones químicas, sino que se produce de forma mecánica, por lo que los riesgos ambientales del proceso de producción se reducen.

Aun así, parte de las sustancias implicadas en el proceso son inflamables. Si en el proceso de fabricación se generan gases, vapores, nieblas o polvos en suspensión, el riesgo de incendio por explosión es bastante elevado, pudiendo afectar al entorno de la fábrica. Una forma de evitar este riesgo ambiental, como vimos en nuestro artículo sobre Dispervac, es la incorporación de sólidos por vacío en el proceso de producción.

Otros riesgos claramente identificados son:

  • Derrames y vertidos de materia prima o producto terminado debido a fugas o roturas en tuberías, depósitos o envases durante el proceso de fabricación o almacenamiento. Para lo que resulta fundamental realizar un mantenimiento periódico de las instalaciones.
  • Derrames en los procesos de carga y descarga de materias.
  • Vertido de aguas residuales de proceso.
  • Etcétera.

En el caso de la fabricación de otros productos afines a la pintura, como es el caso de las resinas, su proceso sí implica reacciones químicas de las sustancias que la componen. Por lo que los riesgos ambientales en su fabricación son similares a los derivados de la industria química.

Tipos de residuos en la industria de pinturas

Crear un registro de los tipos de residuos, las cantidades, la periodicidad, el destino y coste de estos ayuda a poder establecer objetivos de reducción de los residuos generados.

Tipos de residuos

Se pueden distinguir 3 tipos de residuos en función de su naturaleza: sólidos, líquidos y gaseosos (o emisiones a la atmósfera).

Residuos líquidos

Los principales residuos líquidos que se generan en los procesos de fabricación de pinturas son producto de la fase de limpieza de los equipos que intervienen en la producción.

Estos residuos presentan generalmente altos niveles de DQO (demanda química de oxígeno), debido a la presencia de sustancias orgánicas utilizadas como disolventes, preservantes, estirenos, acetonas, bencenos, fenoles, etc. Además, los residuos de producto contienen restos de metales pesados provenientes de los pigmentos utilizados.

El tratamiento de los residuos líquidos que genera la industria de la pintura requiere de una tecnología específica para su correcta gestión según la normativa medioambiental. Por lo que la reducción en la cantidad de tales residuos conlleva una menor gestión y un ahorro en los costes derivados de la misma.

Contar con un sistema de limpieza de tuberías que optimice los procesos de limpieza de los conductos hace que se reduzcan notablemente los residuos líquidos de la fábrica.

Residuos sólidos

La generación de residuos sólidos se produce, principalmente, en las etapas de fabricación de la pintura:

  • durante la dispersión: los residuos sólidos derivados son, entre otros, los envases que contienen los pigmentos o los propios pigmentos en polvo,
  • el envasado: por los envases de pinturas con defectos de fabricación, los filtros que se utilizan, las tapas en mal estado o con defectos…
  • el transporte de fluidos: que puede generar restos endurecidos de producto concentrado. Estos últimos son evitables gracias a instalaciones de limpieza como el Pigging System de Oliver + Batlle que aprovecha al máximo el producto fabricado reduciendo mermas.

Entre los residuos sólidos que se pueden generar se pueden encontrar: adhesivos, papel, plástico, lodos de tratamientos de aguas, polvos, residuos de pintura, resinas, etcétera.

Emisiones a la atmósfera

Las principales emisiones a la atmósfera a tener en cuenta en la producción de pinturas son:

  • El material en suspensión (PTS o partículas totales en suspensión) que pueden suponer un peligro para los trabajadores de la fábrica. Para saber más sobre el tamaño de las partículas en la fabricación de pinturas aconsejamos la lectura de nuestro artículo sobre granulometría.
  • Los compuestos orgánicos volátiles (COV).

Las fuentes principales de PTS se centran en los procesos en los que se realiza un manejo y carga manual de pigmentos, bases, empastes…

En cuanto a los gases (COV) se relacionan con las emanaciones de vapores de los disolventes usados en el proceso como el aguarrás o compuestos en base a fenoles o bencenos.

fábrica de pinturas

¿Cómo reducir los residuos en la industria de la pintura?

Son muchas las acciones que se pueden llevar a cabo para reducir los residuos producidos en la fabricación de pinturas si bien, una de las más importantes es la optimización del proceso. Para ello, es fundamental contar con equipos e instalaciones que minimizan todo tipos de residuos. Así, además, se consiguen otras ventajas como la reducción de costos, una mayor eficiencia del proceso y una mejora de la imagen de la empresa como compañía socialmente responsable con su entorno y con el medioambiente.

A la hora de adquirir maquinaria para la fabricación de pinturas hay que tener en cuenta aquellos equipos que, con prestaciones similares, son respetuosos con el medio ambiente gracias a que generan menos emisiones, residuos y vertidos.

Por otra parte, utilizar materias primas menos contaminantes, crear productos con una mayor vida útil, reciclar materiales tanto dentro del proceso de fabricación como fuera de él en las factorías, etcétera, contribuirán a una buena gestión medioambiental.

Desde Oliver + Batlle te invitamos a solicitar más información sobre nuestra maquinaria para la fabricación de pinturas y los complementos para la automatización de los procesos productivos a través de la sección de contacto.

Mantente al día de todas nuestras novedades en nuestro perfil de LinkedIn.